silviasanmartin.com
Silvia San Martín
Clases

estrella-trans Novedades

ALEJANDRO SANZ Y LOS SUEÑOS CUMPLIDOS

6Ayer, 5 de diciembre, fui por segunda vez en mi vida a un concierto de Alejandro Sanz.

La primera vez fue en el 2001 en el concierto que dio en el Vicente Calderón. Aquella vez fui como periodista, invitada por su agencia de representación, y recuerdo que me lo pasé muy bien, pero el concierto en sí no lo recuerdo mucho; recuerdo más la fiesta posterior con Miguel Sáez, Raúl, Coyote Dax y los que nos encontrábamos siempre en todas las fiestas.

Esta vez quería vivir el concierto y tengo muy claro que la mejor forma de hacerlo es sentarte en las gradas, frente al escenario, con los amigos, y disfrutarlo sin más. Si vas como prensa o como invitado al final tienes que estar haciendo relaciones públicas y no puedes estar muy pendiente de lo que pasa en el escenario.

Además, en esta ocasión quería ver a Alfonso Pérez, al que hace años que no veo porque está siempre trabajando, ya que todo el mundo quiere tocar con él. Es uno de los mejores músicos de este país y toca con el alma y el corazón y eso se nota. Lo aprecio muchísimo, porque es una gran persona y por eso quería ir a verlo actuar, para disfrutar de su arte y de su talento. Y es que una se alegra al ver que a los amigos les va tan bien.

3El concierto de Alejandro Sanz estuvo muy bien y tuve el placer de disfrutarlo con mi amiga Cris, a la que le encantó. A un concierto de Alejandro siempre hay que ir porque es un espectáculo. Mi momento preferido fue el “Viviendo de prisa”, que invita a saltar sin parar. Otra canción que me gustó mucho fue “A que no me dejas” con Alfonso al piano. Otras grandes canciones para mí fueron “La música no se toca”, “Camino de rosas”, “Looking for paradise” con la gran voz de Sara Devine y “Capitán tapón”, entre otras.

Sin embargo, las colaboraciones no me convencieron mucho esta vez; esperaba algo más. Hubiera estado bien que en el fin de gira hubiera venido Marc Anthony a cantar con él “Deja que te bese”, además de otros artistas españoles. El dueto con Malú “Desde cuándo” me gustó mucho. El “Corazón partío” con José Mercé no me convenció. Y Miguel Poveda no es un artista que a mí me guste mucho, aunque canta bien.

Eso sí, los chicos de La Voz cantando antes del concierto y el coro de los niños creo que sobraban; la verdad es que aburrían un poco porque el público a quien quería ver era a Alejandro.

Yo intenté llevar a través del móvil un poquito de ese concierto a mi amiga Patricia, que estaba en Logroño, a mi amiga Montse, que estaba en Burgos, a mi amigo Álvaro, que el pobre está en China trabajando, y a los chicos, que estaban fuera esperándonos para irnos de fiesta después. Espero haberles llevado a todos ellos un poquito de alegría con la música de Alejandro.

Al final, como dijo Alejandro, de lo que se trata es de que nos miremos a los ojos… A ver si todos somos más humanos, que lo que cuenta es el día a día. El concierto fue espectacular y, una vez más, el post-concierto fue insuperable; hacía tiempo que no bailaba tanto.

Pase lo que pase, siempre nos quedará la música.

1

Volver a la página de Novedades
silviasanmartin.com
diseño web caosmental.com